Diferencia entre tarjetas departamentales y bancarias

Si crees que sacando muchas tarjetas departamentales tendrás grandes cantidades de crédito en el futuro, temo decirte que estás un poco equivocado. Si bien es cierto que las tarjetas de las tiendas te dan muchos beneficios, son en realidad el primer paso para conseguir créditos mejores.

En México, las tarjetas más usadas son las departamentales, acaparando el 70% del universo de las tarjetas en el país, dejándole a las bancarias el 30%, según datos de la ENIGH 2018.

Diferencias entre las tarjetas departamentales y las bancarias

A grandes rasgos, la empresas te van a prestar el dinero, sea una entidad financiera o comercial. Esto sí es importante porque cada una se va a regir con sus propias reglas, el banco es observado y regulado por la Condusef y las comerciales por Profeco.

Por lo tanto tienen distintas formas de operar y es por eso que tienes que evaluar muy bien antes de sacar una cuál es la mejor opción para ti.

Vamos a separar algunos aspectos de cada producto de crédito y hacer un comparativo para que elijas la mejor opción para ti.

Facilidad de adquisición

En la tienda generalmente te dicen si te la aprueban o no ese mismo día y te entregan tu plástico, los documentos que te piden son menos y no son tan exigentes en el historial crediticio, algunas de ellas ni lo revisan, por lo que son una buena opción para ser tu primer tarjeta.

En cambio, en las de crédito el banco hace una investigación más profunda para saber si te la aprueban, por lo que tarda más tiempo. Aunque ya hay muchas instituciones que permiten iniciar el trámite en línea y hasta te la pueden enviar a tu casa, con lo que ahorras las vueltas y filas.

Beneficios

El gancho de las tarjetas departamentales son sus promociones. En la tienda que elijas sacar tu tarjeta te ofrecen meses sin intereses, monederos electrónicos, pagos fijos y descuentos exclusivos.

Las bancarias, dependiendo de la tarjeta, tienen también promociones y meses sin intereses eventuales en distintos establecimientos; cuentan con algunos descuentos permanentes en tiendas o restaurantes. Y su principal ventaja, ayudan a crear un historial crediticio más sólido.

tarjetas departamentales y de credito

Intereses y comisiones

Según cifras, las tarjetas departamentales tienen un interés mucho más alto, lo mismo pasa con el CAT porque no existe tanta regulación.

En las bancarias, si bien se pueden encontrar diferencias entre una tarjeta y otra, la mayoría están debajo del 40% de CAT.

Respecto a las comisiones las departamentales suelen no ser transparentes en el costo de cada una, algo que está obligado a hacer el banco por ley con una tarjeta de credito.

Sin embargo, la mayoría de las tarjetas departamentales no cobran anualidad, reposición de tarjeta, plástico adicional y comisión apertura; en cambio en las bancarias se pueden obtener promociones para ello pero por lo general son cuotas que deberás cubrir.

Repercusiones por falta de pago

Sea la tarjeta de crédito que tengas, nunca debes contemplar la idea de no pagar. Sin embargo, las tarjetas departamentales suelen pasar a instancias legales por las deudas con más facilidad que los bancos, entonces sino pagas, podrías verte en una situación muy desagradable de tener cobradores yendo a tu casa o llamando a deshoras.

¿Cuál tarjeta te parece mejor?