5 informes que afectan a la libra esterlina

Diversos informes que afectan a la libra esterlina se han encargado de crear una tendencia a la baja para una de las monedas más fuertes mundialmente. La libra esterlina (GBP) es una de las monedas más populares que se negocian en el mercado de divisas (Forex).

Como moneda local del Reino Unido, la libra tiene una rica historia y es la moneda negociada activamente más antigua en el mercado de divisas. Su popularidad también se debe al hecho de que Londres es uno de los centros de Forex más grandes del mundo.

Debido a su popularidad y familiaridad entre los comerciantes, muchas personas que comienzan a operar en Forex a menudo eligen la libra esterlina como una de las monedas que comercian.

Para los traders que operan con fundamentos (informes económicos y eventos de noticias), saber qué informes seguir que afectan más a la GBP puede ahorrarles mucho tiempo y proporcionarles orientación sobre áreas específicas en las que centrar sus esfuerzos.

Dicho esto, este artículo señalará algunos informes económicos que deberían ser útiles para los operadores más nuevos como punto de partida para futuras investigaciones.

Informes que afectan a la GBP y su impacto específico

Antes de comenzar, es importante comprender que todas las monedas de diferentes países generalmente se ven afectadas por los mismos factores económicos subyacentes.

Específicamente, los cinco factores que tienden a afectar más a todas las monedas son las que se explican a continuación. Usando estos cinco factores generales como plantilla, puede determinar qué informes son más importantes para formar una vista completa del rumbo de una moneda.

Precios e inflación

El primer factor importante, el precio y la inflación, juega un papel crucial en el valor de la libra esterlina. En general, los países con altos niveles de inflación en relación con otros países ven que el valor de su moneda se deprecia más en comparación con esas otras monedas. Además, la inflación también suele hacer que el banco central tome medidas, como ajustar las tasas de interés para controlar estos efectos no deseados.

Para medir los niveles de inflación en el Reino Unido, los operadores normalmente seguirán el Índice de Precios al Consumidor (IPC), compilado y publicado por la Oficina de Estadísticas Nacionales.

El IPC calcula la variación de los precios de los bienes y servicios adquiridos por los consumidores en un período determinado. Este informe es importante porque es la medida que utiliza el Banco de Inglaterra (BOE) para su meta de inflación.

Cualquier cambio en el IPC que se desvíe de la meta de inflación del BOE podría implicar una acción de política monetaria futura que podría afectar significativamente a la GBP.

La política monetaria

La política monetaria promulgada por el Banco de Inglaterra (BOE) también es un factor importante a considerar. Uno de los mandatos fundamentales del BOE es promover la estabilidad monetaria definida por el banco como “baja inflación y confianza en la moneda”.

Siempre que el BOE sienta que la inflación está llegando a un nivel que amenaza la estabilidad de la libra, el banco utilizará las herramientas de política monetaria a su alcance para controlar la inflación. Es el momento de estas políticas monetarias, como los cambios en las tasas de interés, lo que los comerciantes quieren predecir.

Para realizar un seguimiento de la política monetaria, los operadores seguirán los cambios en la tasa bancaria. Misma que es la tasa de interés que los bancos cobran a otros bancos sobre los saldos mantenidos en el BOE. Las decisiones sobre las tasas las determina el Comité de Política Monetaria (MPC) mensualmente y se pueden encontrar en el sitio web del Banco de Inglaterra.

Confianza y sentimiento

Encuestas de confianza del consumidor a nivel nacional que miden el sentimiento del mercado son otra herramienta importante para los operadores fundamentales.

Los informes de confianza y sentimiento para el Reino Unido son importantes porque los comerciantes quieren saber si la mayoría de las personas son optimistas sobre la economía o pesimistas. Los cambios y el tamaño del cambio pueden ser claves para detectar tendencias cambiantes en la economía subyacente y, en consecuencia, cambios en la GBP.

Para rastrear el sentimiento en el Reino Unido, muchos operadores seguirán los informes Gfk Consumer Confidence y Nationwide Consumer Confidence Index (NCCI). Ambos informes son encuestas basadas en cinco preguntas relacionadas con el entorno económico general, el empleo y las expectativas de futuro.

PIB / Crecimiento económico

El nivel general de actividad económica en el Reino Unido es otro factor clave que puede afectar los valores de las divisas. La medida principal de la actividad económica en el Reino Unido, como en muchos otros países, es el producto interno bruto (PIB).

Hay tres informes de PIB diferentes que los comerciantes deben conocer: PIB preliminar, PIB revisado y PIB final. La estimación preliminar del PIB se publica lo antes posible y tiende a tener el mayor impacto porque ofrece a los comerciantes un primer vistazo a la salud económica del Reino Unido. El PIB preliminar también es el menos preciso y tiende a ser revisado en el seguimiento del PIB revisado y Informes finales del PIB.

Además, debido a que el PIB es un informe trimestral, muchos comerciantes complementarán ese informe con indicadores más frecuentes de actividad económica, como ventas minoristas, PMI de fabricación y PMI de servicios. Dado que, en general, muchos consideran a los consumidores como los impulsores de la actividad económica, las ventas minoristas suelen recibir una mayor ponderación de importancia.

Balance de pagos

Por último, la balanza de pagos (BdP) es uno de los informes que afectan a la GBP y al mundo en general y se trata de un registro contable de su interacción con el resto del mundo. La balanza de pagos se compone de tres cuentas, pero en general, solo la cuenta corriente es de interés para los operadores de divisas.

La cuenta corriente muestra cuánto está exportando e importando un país, y el flujo de pagos de ingresos y transferencias. En general, un superávit en cuenta corriente es positivo para la moneda, ya que muestra que fluye más capital hacia la moneda del que sale, y un déficit es negativo por las razones opuestas.

Además, cabe señalar que el informe de la balanza comercial se publica mensualmente, mientras que la cuenta corriente se publica trimestralmente. Si solo está buscando datos de importaciones / exportaciones, entonces la balanza comercial sería el informe a utilizar.