¿Qué son los futuros sobre índices?

Los futuros de índices son contratos de futuros mediante los cuales un comerciante puede comprar o vender un índice financiero hoy para liquidarlo en una fecha futura. Los operadores utilizan futuros de índices para especular sobre la dirección del precio de un índice como el S&P 500. Los inversores y gestores de inversiones también utilizan futuros para cubrir sus posiciones de renta variable frente a pérdidas.

Los futuros sobre índices explicados

Los futuros sobre índices, como todos los contratos de futuros, otorgan al comerciante o inversor el poder y la obligación de entregar el valor en efectivo del contrato en función de un índice subyacente en una fecha futura específica. A menos que el contrato se cancele antes del vencimiento mediante una operación de compensación, el comerciante está obligado a entregar el valor en efectivo al vencimiento.

Un índice rastrea el precio de un activo o grupo de activos. Los futuros sobre índices son derivados, lo que significa que se derivan de un activo subyacente: el índice. Los comerciantes utilizan estos productos para intercambiar diversos instrumentos, incluidos valores, materias primas y divisas. Por ejemplo, el índice S&P 500 rastrea los precios de las acciones de 500 de las empresas más grandes que cotizan en los Estados Unidos. Un inversor podría comprar o vender futuros sobre índices en el S&P 500 para especular sobre la apreciación o depreciación del índice.

Tipos de futuros sobre índices

Algunos de los futuros de índices más populares se basan en acciones. Sin embargo, cada producto puede utilizar un múltiplo diferente para determinar el precio del contrato de futuros.

Los inversores también pueden negociar futuros para el Dow Jones Industrial Average (DJIA) y el Nasdaq 100 Index. Están los contratos de futuros E-mini Dow y E-mini Nasdaq-100, o sus variantes más pequeñas, el Micro E-mini Dow y el Micro E-mini Nasdaq-100.

Fuera de los EE. UU., hay futuros disponibles para el índice bursátil DAX de las 30 principales empresas alemanas y el índice del mercado suizo (SMI), los cuales cotizan en el Eurex. En Hong Kong, los futuros del índice Hang Seng (HSI) permiten a los operadores especular sobre el índice principal de ese mercado.

Futuros sobre índices y márgenes

Los contratos de futuros no requieren que el comprador deposite el valor total del contrato al realizar una operación. En cambio, solo requieren que el comprador mantenga una fracción del monto del contrato en su cuenta, llamado margen inicial.

Los precios de los futuros pueden fluctuar significativamente hasta que expira el contrato. Por lo tanto, los comerciantes deben tener suficiente dinero en su cuenta para cubrir una pérdida potencial, lo que se denomina margen de mantenimiento. El margen de mantenimiento establece la cantidad mínima de fondos que una cuenta debe mantener para satisfacer cualquier reclamo futuro.

Ganancias y pérdidas de futuros sobre índices

Un contrato de futuros sobre índices establece que el tenedor acepta comprar un índice a un precio particular en una fecha futura específica. Los futuros de índices se liquidan normalmente trimestralmente y también hay varios contratos anuales.

Los futuros de índices de acciones se liquidan en efectivo, lo que significa que no hay entrega del activo subyacente al final del contrato. Si al vencimiento el precio del índice es más alto que el precio del contrato acordado, el comprador ha obtenido una ganancia y el vendedor, el futuro redactor, ha sufrido una pérdida. Si ocurre lo contrario, el comprador sufre una pérdida y el vendedor obtiene una ganancia.

Especulación sobre futuros

La especulación es una estrategia comercial avanzada que no es adecuada para muchos inversores. Sin embargo, los traders experimentados utilizarán futuros para especular sobre la dirección de un índice. En lugar de comprar acciones o activos individuales, un comerciante puede apostar en la dirección de un grupo de activos comprando o vendiendo futuros. Por ejemplo, para replicar el índice S&P 500, los inversores tendrían que comprar las 500 acciones del índice. En cambio, los futuros de índices se pueden usar para apostar en la dirección de las 500 acciones, con un contrato creando el mismo efecto de poseer las 500 acciones en el S&P 500.

Futuros sobre índices vs futuros sobre materias primas

Por su naturaleza, los futuros de índices bursátiles operan de manera diferente a los contratos de futuros para bienes tangibles como el algodón, la soja o el petróleo crudo.

Los tenedores de posiciones largas de contratos de futuros de materias primas deberán realizar la entrega física si la posición no se ha cerrado antes del vencimiento. Así mismo, las empresas suelen utilizar futuros de materias primas para fijar los precios de las materias primas que necesitan para la producción.